Ciudad de México, a 19 de septiembre de 2018. Uncommon, agencia especializada en diseño estratégico e innovación, presentó su modelo IFR by Uncommon, a través del cual descubren oportunidades, crean productos, servicios, experiencias y estrategias que generan valor para los negocios, las personas y la sociedad. El modelo consiste en tres fases principales:
1.- Insightful: Estudiar, analizar y entender la vida de las personas, su contexto, necesidades y emociones.
2.- Foresightful: Capitalizar el conocimiento recabado para crear alternativas y cambios valiosos para los individuos, los negocios y la sociedad, en diferentes escenarios futuros.
3.- Responsive: Crear colaboraciones con personas que hagan que las mejores cosas pasen para diseñar, prototipar, iterar y adaptar de la mejor manera.
El diseño estratégico es la práctica multidisciplinaria compuesta por pensamiento crítico, proceso, métodos y herramientas que permiten cuestionar y entender una sitiuación actual, y de esta forma crear o imaginar una versión preferible; además permite innovar, ir más allá de un producto, su empaque o una expresión visual: “Es una manera de trabajar que deberían adoptar las organizaciones para desarrollar soluciones que, además de posicionarlos como líderes en su ramo y mejorar su desempeño, les permitan anticiparse a los cambios en el mercado o en el comportamiento de los consumidores y así mantenerse relevantes”, comentó Bernardo Torres, fundador y director de Uncommon.
De acuerdo al estudio global “2018 Digital Trends” de Adobe, el 85 por ciento de los profesionales considera que las empresas impulsadas por el diseño superan a sus competidores, mientras que el 69 por ciento de las compañías que se perciben con un enfoque en diseño son más propensas a superar sus objetivos de negocio por un margen significativo ––22 por ciento versus 13 por ciento ––.  El análisis también revela que casi el 73 por ciento de los encuestados afirman que sus empresas están invirtiendo en diseño para diferenciar a sus marcas.
El índice de valor de diseño (DVI) del Design Management Institute, basado en una cartera de 16 acciones cotizadas de empresas que se consideran “centradas en el diseño”, muestra que las empresas con un enfoque “design first” generan un retorno del 211% sobre el S&P 500.
“Es labor de todos los diseñadores asegurarse que el diseño estratégico esté en manos de más personas; que quienes nos dedicamos a esto facilitemos los procesos de aprendizaje y creación, siempre con valor social en mente y con una firme convicción por el mejoramiento de nuestro entorno”, agregó Bernardo.